19th Ave New York, NY 95822, USA

Los Últimos Cinco Años: La nueva era del teatro digital

The Last Five Years (o su adaptación en español, Los Últimos Cinco Años), es un musical poco conocido y con mucho que decir sobre el amor, el poder del perdón y la pasión de quienes quieren vivir del teatro. Los productores José Rafael Reyes y Joyce Roy ven la situación actual como una oportunidad para presentarlo en formato digital.
Alejandro Espino y Claudia González

El 13 de marzo del 2020, Broadway apagó sus luces sin saber cuando volverían a presentarse frente al público. Casi un año después las butacas siguen vacías, y los ghost lights que se colocan en los escenarios por motivos de seguridad, ahora son la representación de una luz de esperanza que sienten los artistas por algún día volver. 

De la reinversión es que vive el negocio. La capacidad de adaptarse a los momentos más turbulentos – como estos – es lo que divide a los que viven del arte y los que hacen arte para vivir.  

The Last Five Years (o su adaptación en español, Los Últimos Cinco Años), es un musical poco conocido y con mucho que decir sobre el amor, el poder del perdón y la pasión de quienes quieren vivir del teatro. Los productores José Rafael Reyes y Joyce Roy ven la situación actual como una oportunidad para presentarlo en formato digital. 

C: The Last Five Years, un musical no cronológico contado por dos actores en un período de cinco años, ¿creen que el público dominicano está listo para este tipo de material?

JR: Soy de los que piensa que el público dominicano no puede ser subestimado. Claro que estamos listos para este y cualquier otro tipo de material, los que debemos salir de la zona de confort somos los productores y directores que tememos a arriesgarnos a ciertos materiales porque entendemos que no van a dar resultados en el país. Al público debemos darle cosas diferentes y con ellas continuar educando en una mejor formación para la apreciación del teatro en sentido general. Además, en lo que respecta al teatro musical nos quedan pocas opciones “conocidas/famosas”, ya que muchas de estas se han realizado en el país y las que aún no se han hecho es porque las licencias no lo permiten o dichos montajes son muy costosos para realizarlos aquí. Por eso la versatilidad en todos los trabajos que he realizado, no me da miedo arriesgarme y creo que esa ha sido la clave para que el público no me encasille en un solo tipo de montaje o dramaturgia. 

El hacer teatro sin público afecta su magia y energía. Nos cuenta Joyce que no es lo mismo sin las reacciones en cada escena, que es lo que mantiene vivo a quién se encuentra en el escenario. Es un nuevo reto, que están emocionados por la experiencia. 

José Rafael cuenta que tenía meses queriendo hacer teatro musical, pero con la situación actual no se ha permitido. On Demand – o en línea – es la nueva modalidad que surge para brindarle al público una opción segura sin perder su magia. En formato audiovisual, la película protagonizada por Jeremy Jordan y Anna Kendrick es bastante conocida, pero cuenta José que en la versión teatro hay más intimidad, lo que la pieza musical necesita: la soledad y el aislamiento. 

Una nueva experiencia para el equipo. Los ensayos fueron realizados en dos partes: la primera por Zoom y Google Meets, donde trabajaron las lecturas de guion, la creación de personajes, los análisis de escenas y el trabajo vocal. La segunda parte si fue presencial, donde luego de aprendido todo el material comenzaron el proceso de montaje e interacción con los actores.

C: ¿Qué mensaje quieren transmitir con esta experiencia?

JRR: Que el teatro musical sigue vivo. Que se puede seguir experimentando y trayendo propuestas de calidad para el disfrute del todo el público dominicano.

Los actores Alejandro Espino y Claudia González, se encarnan en los papeles de Jamie y Cathy desde el Auditorio de la Fundación Mauricio Báez acompañados por la música de Hari Solano. Dos actores en un escenario sin público, para que nosotros podamos disfrutar de manera segura en nuestras casas de su arte. Esta presentación estará disponible en teatrovirtual.do desde el 4 al 8 de marzo, por un costo de RD$600 o US$10.

C: Un musical con momentos reales e intensos, sexy y a su vez graciosa, y por lástima no muy conocido en República Dominicana. ¿Cómo ha sido el proceso de trabajar con solo dos actores un material con tantas montañas rusas de emociones?

JR: Te diré la verdad, para mi ha sido muy fácil porque tengo dos intérpretes que conozco al dedillo. Sé cuales son sus fortalezas y debilidades, además nos conocemos tan bien que ellos saben cuando están trabajando sus propuestas de personajes lo que a mí como director puede o no gustarme. Claudia y Alejandro son dos actores experimentados que saben navegar en sus propias emociones para hacerlas parte de sus personajes. Se entienden bien entre ellos debido a todos los años que llevan trabajando juntos y estoy completamente satisfecho del resultado que hemos logrado como equipo.

Claudia y Alejandro tienen en sus manos este musical cuyo material nos enseña que en las relaciones siempre habrá dos versiones de la historia. Aunque ambos se sienten diferentes al actúa sin público, aceptan este reto como una propuesta interesante que cambiaría el formato de presentar arte en estos momentos. 

C: ¿Qué aspectos ven de su vida personal reflejada en estos dos personajes?

CG: Creo que de Cathy puedo ver en mi su inseguridad como artista. Muchas veces uno duda de su talento o de si escogió la profesión correcta, y más en este país donde es tan difícil ejercer como artista, pero, al fin y al cabo, pues uno se da cuenta que nació para esto y que no hay mejor sentimiento que hacer lo que nos apasiona. 

AE: ¡Yo tengo una combinación! ¡Jajaja! Un poco (mucho) de la inseguridad de Cathy, pero creo que también tengo la determinación de Jamie una vez que digo que voy por un camino. Además, del mismo Jamie, su manera de entender que, aunque los demás no entiendan sus decisiones, son suyas y de nadie más, ni siquiera de su familia.

C: ¿Cuales son sus momentos favoritos del musical? 

CG: Para mi, es la canción del cierre del musical, porque podemos ver en ella, como ambos personajes están en etapas totalmente opuestas y como la música hace eco de esto y nos ofrece dos líneas melódicas diferentes del cielo a la tierra.

AE: Yo amo “If I didn’t believe in you” (Si yo no creyera en ti), siempre ha sido mi canción favorita del musical y ahora, con el montaje, me he enamorado del pequeño dúo en “The Next Ten Minutes” (Estos diez minutos) porque creo que por la forma y la naturaleza del mismo musical, es un momento único dentro del mismo.

C: Jamie y Cathy tienen una historia completa y poderosa, donde la química entre los actores es importante. ¿Cómo se han sentido al interpretar escenas tan intimas frente a las cámaras?

AE: Yo soy súper introvertido así que, frente a las cámaras, en un teatro o en un estadio, será siempre “funny” enfrentarme a estas cosas. ¡Jaja! Y los ensayos facilitan todo eso para que, al final, el resultado sea el indicado.

C: Esta es una historia romántica y febrero es un mes donde los enamorados celebran. Para ustedes, ¿cómo se define el amor y cómo podremos verlo en el musical?

CG: Para mi el amor es entrega, darse, elegir a esa persona cada día aunque a veces no podamos ni con nosotros mismos. En el musical, veremos a una pareja que se ama, que desean estar juntos, que luchan por quedarse y salvarse el uno al otro.

AE: Para mi, la mayor muestra de amor es la combinación de la empatía con el respeto: Ser capaces de ponernos en los zapatos de la otra persona, entenderla, aceptarla como es y, a la vez, impulsarla hasta donde podamos a que sea su mejor versión.

La producción de Los Últimos Cinco Años está dando un paso increíble a la transformación digital de los artistas del país. Mientras esperamos volver al formato presencial, algunos de los protocolos que podemos adaptar de la OMS son el uso obligatorio de mascarillas para el público, realizar las presentaciones en espacios abiertos, o con una logística de entrada y salida para controlar las aglomeraciones lo mayor posible. 

C: El mundo artístico ha sido de los más golpeados tras la pandemia. ¿Cómo ven el futuro del teatro musical tanto local como internacional?

JRR: Creo que la pandemia nos ha hecho replantearnos muchas cosas. El teatro regresara con mucha fuerza, pues está demostrado lo necesario que es para el entretenimiento. El teatro divierte, emociona y en muchos casos educa. Pienso también que la modalidad virtual llegó para quedarse y nos dará a los productores una nueva vía para recuperar lo invertido y hacer las producciones más rentables. Habrá una combinación del modelo tradicional y del virtual. También aumentará la creación de contenido original apoyado en herramientas sociales como Tiktok y esto ayudará a la exposición y distribución del material. Seremos más que nunca una comunidad verdaderamente inclusiva.

Sigo en espera, junto a otros fanáticos del teatro, poder volver de manera segura tanto a Broadway como a producciones locales. A veces imagino que todo volverá a la normalidad. Mientras tanto, como dice el refrán: Si la vida te da limonadas haz limones. Así la vida se queda sorprendida. – Phil, Modern Family.

Image result for if life gives you lemonade

Ficha Técnica:

Producción General: José Rafael Reyes y Joyce Roy

Dirección: Joyce Roy

Coordinación musical: Hari Solano

Intérpretes: Claudia González y Alejandro Espino

Diseño de luces: Joyce Roy

Manejo de luces y sonido: Camilo Then Audiovisual

Escenografía y utilería: José Rafael Reyes

Filmación: Camilo Then Audiovisual

Distribución: TeatroVirtual.do

Entradas relacionadas

Comentarios (1)

¡Loco por verla! Mucha m*erda a todo el equipo

Dejar un comentario